16 agosto, 2016

Bernardo Eugenio Portal

Naeugenioció en Francia en el año 1867, naturalizándose luego como ciudadano

argentino. Su padre fue Pedro Basilio Portal.

Era un hombre culto obteniendo además, el título de Escribano Público  Nacional. Casado con Valentina A. de Portal, nacieron de esta unión sus hijos María Antonieta, Leopoldo y Francisco.

Inquietudes éticas y espirituales, puestas al servicio de su profesión, le llevaron a incursionar en distintas fuentes.

En esa búsqueda llegó, finalmente, a entrevistarse con la hermana Blanca Aubreton de Lambert.

De esa primera entrevista, surgió la planificación para las siguientes, que marcaron el comienzo de la tarea encomendada por DIOS y orientada por Jesús de Nazareth, que consistía en la fundación de una Escuela cuya finalidad sería orientar hacia la Redención de todos los seres.

El día 1º de noviembre de 1917, tras arduo trabajo, se funda la Escuela Científica Basilio, con el lema: “Hacia DIOS con la Verdad y la Justicia”.

La magnitud de la misión del hermano Eugenio excede el plano netamente espiritual, para enmarcarse en los aspectos legales que darían las bases para obtener la Personería Jurídica a la Institución.

A tal efecto, se dedicó de lleno a preparar el Estatuto y Reglamento que debía presentarse a la Inspección de Justicia, el cual consiguió ser aprobado por el Superior Gobierno de la Nación, en el año 1925.

Su salud quebrantada, en el año 1926, le obligó a efectuar una serie de paréntesis en su actividad. Dejó su condición humana el 3 de julio de 1927 en Buenos Aires, República Argentina, cuando contaba 60 años de edad. Desde entonces brinda a sus hermanos sus vibraciones de amor y su energía para que continúen su proceso evolutivo, participando en la Redención Humana.

Cuando el 11 de mayo de 1947 se inauguró en Parque Rodó, Montevideo – República Oriental del Uruguay, la Escuela Nº 6, fue el primer Guía Espiritual designado en esa Escuela.